jueves, 25 de noviembre de 2010

PASTEL INVERTIDO DE PIÑA Y COCO

Whole kitchen en su Propuesta Dulce para el mes de Noviembre nos invita a preparar un Pastel Invertido.

Supongo que a los que no conozcáis este pastel os llamará la atención lo de invertido: se llama así porque se hornea con la fruta (en este caso piña) en la base, y luego se le da la vuelta para que quede en la parte superior.

Además puede caramelizarse el molde antes de poner la fruta. El bizcocho irá absorviendo este caramelo durante la cocción, quedando más jugoso y con una costrita muy buena.

Este es un bizcocho que os recomiendo totalmente (ya sé que os los recomiendo todos, pero es que me encantan los bizcochos como este: bastante compacto, húmedo y muy sabroso, y en este caso con un regustillo a piña y coco muy pero que muy bueno.

Cuando el círculo nos propuso hacer este bizcocho de piña invertido, enseguida pensé en añadirle un brick de leche de coco que tenía en la cocina y que estaba deseando usar. Me encanta como combinan la acidez de la piña con la suavidad y dulzura de coco... y con un chorrito de ron ya ni os cuento! ;-)

Eché mano de la receta del famoso bizcocho de yogur 1,2,3, con algunas modificaciones (es súper versátil, lo modifiques como lo modifiques siempre queda bien).

La medida que  utilicé es la que se usa siempre en este bizcocho: el vasito vacío del yogur (de los normales, de 125 gr).

Ingredientes:
Para el molde:
- 100 gr de azúcar
- unas gotitas de zumo de limón
- 8 rodajas de piña en su jugo

Para el bizcocho:
- 5 huevos
- 1 yogur natural
- 1 medida  de aceite de girasol
- 200 ml de leche de coco
- 1 medida de zumo de piña
- 2 medidas de azúcar
- 4 medidas de harina de trigo
- 1 medida de harina de maíz (amarilla)
- 1 sobre de levadura química (yo Royal)
- 1/2  medida de coco rallado

Empezaremos preparando el molde: hacemos el caramelo con el azúcar, y cuando esté dorado le añadimos unas gotitas de zumo de limón.
Lo vertemos con mucho cuidado sobre el molde que hayamos elegido. Con un paño o una manopla vamos moviéndolo para que se el caramelo se pegue también a los laterales.

Sobre este caramelo (cuando enfríe un poco, para no quemarnos), vamos colocando rodajas de piña (enteras o cortadas en trozos, como prefiramos).
Es importante escurrirlas y secarlas bien antes de ponerlas sobre el caramelo, para que no haya exceso de líquido.

Una vez tengamos listo el molde, podemos empezar con el bizcocho.

Batimos los huevos, y añadimos el yogur, el aceite, la leche de coco y el zumo de piña.

Os recomiendo hacerlo con una batidora de varilas o un robot apropiado, a mano puede resultar algo pesado (pero no imposible).

Añadimos el azúcar, y batimo un poco más.

Depués las harinas (de trigo y maíz) y la levadura tamizadas. Os recomiendo ir añadiéndolas poco a poco y batiendo bien para que no se formen grumos.

Por último incorporamos el coco a la mezcla, y la vertemos sobre el molde caramelizado con la piña.

Lo llevamos al horno precalentado a 180º, y lo horneamos unos 35 minutos, hasta que al pinchar con un paillo éste salga limpio.

Dejamos que enfríe un poco dentro del horno, y luego lo ponemos sobre una rejilla (aún dentro del molde).

Cuando haya pasado una media hora volcamos el bizcocho sobre un plato grande o una fuente, pero no retiramos el molde, para que escurra todo el caramelo.

El coco durante la cocción tiende a irse a la superficie (luego al darle la vuelta será la base), por lo que queda un corte con dos texturas distintas: una más abizcochada y esponjosa en la base y otra más cremosa y húmeda en la parte superior.
Parecen dos masas distintas, y las dos muy buenas.
Creo que este puede ser paso siguiente a un bizcocho de yogur para alguien que se está introduciendo en el apasionante mundo de la repostería, es igual de sencillo pero más vistoso y sabroso... de los que no fallan!

Ideal para una merienda-cena con una infusión calentita... o un colacao, como prefiráis! 

Y se conserva en  perfecto estado unos días (si conseguís que dure tanto)!

Me ha gustado mucho de piña, ahora quiero probar otros sabores (plátano y nueces, manzana y pasas,...). Espero que queden tan buenos como  este, seguro que sí!

45 comentarios:

  1. Tiene una pinta estupenda, me llevo ese trocito, soy la primera y no se van a dar cuenta, vale? Besos.

    ResponderEliminar
  2. Hola, no conocía tu blog. Te ha quedado estupendo.
    Suerte.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Uhmmm, pero que pinta tiene, que jugoso se ve y esa mezcla de piña, coco y bizcocho...exquisita.

    ResponderEliminar
  4. Que bonito te ha quedado y lo mejor lo jugoso que se ve
    mil besossssss

    ResponderEliminar
  5. Que maravilla de fotos, te ha quedado un pastel delicioso, esa miga lo dice todo.
    Besitos

    ResponderEliminar
  6. QUé jugosito se ve.. y la mezcla piña-coco esque me encanta asique me llevo un cachin ;)
    Besos!

    ResponderEliminar
  7. Natalia, que rico!!!!

    Tengo que tener hoy el azucar por las nubes. Parece que hemos inundado la bloggosfera con pastel invertido... Pero está tan bueno, que merece la pena, verdad???

    La presentación muy bonita.

    Besos

    ResponderEliminar
  8. Te ha quedado perfecto, la presentación es impecable. Seguro que estaba riquisimo....;)

    ResponderEliminar
  9. Qué rico te ha quedado ese bizcocho invertido!!! qué esponjoso se ve el bizcocho y qué buena pinta la piña!!!

    besos

    ResponderEliminar
  10. Te ha quedado precioso y jugoso...lo de la leche de coco, me lo apunto...

    Un abrazo,

    ResponderEliminar
  11. Qué cosa más ricaaaaaa!! Este lo hago este fin de semana de postre para el domingo!
    Una cosita, la harina de maíz, cual utilizas? Maicena? O harina de maíz precocido para arepas?
    Gracias y besitos!

    ResponderEliminar
  12. qué perfecto te ha quedado, lo malo es el coco, pero con esa pintaza seguro que hasta con coco está bueno...

    ResponderEliminar
  13. MMMMMMMMMMMMMM esta combinacion me encanta...es como un bizcocho de piña colada! Que rico! Ademas quedo precioso!

    ResponderEliminar
  14. Holaaaaa chicos!

    Veo que como a mi os gusta a casi todos la piña colada! mmmm!

    Carmela, la harina de maíz que yo utilicé es de la amarilla para hacer pan (en Galicia y Asturias en muy común encontrarla en la panaderí), igual ahí también la encuentras, que no estás muy lejos!

    Es simplemente maíz triturado, bien molido. Incluso con thermomix seguro que se puede hacer en casa!

    Si no encuentras, puedes sustituírla por maizena o harina de trigo normal, sin problema.

    Un saludo a todos, y gracias por dedicarme unos minutitos!
    natalia

    ResponderEliminar
  15. Te ha quedado muuuuy rico! tiene una pinta fantástica! besos

    ResponderEliminar
  16. Uffff, que bien te ha quedado y que textura tiene!! De los mejores que he visto.
    Un besiño.

    ResponderEliminar
  17. Te quedo buenisimo y precioso¡¡¡¡¡¡
    besos

    ResponderEliminar
  18. Espectacular...jugoso y con la piña...tiene que estar sabroso...
    un beso

    ResponderEliminar
  19. Te ha quedado fabuloso!! está precioso y super sabroso!!! me encanta!
    Muchos Besos

    ResponderEliminar
  20. Te ha quedado muy elegante, y se ve muy rico.

    Un saludo

    ResponderEliminar
  21. Que precioso pastel y se ve riquisimo.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  22. Te ha quedado un pastel impresionante!!!! Vaya presentación. Un abrazo

    ResponderEliminar
  23. que rico. Te ha quedado genial. Bss.

    ResponderEliminar
  24. Riquísimo. No conocía lo del pastel invertido.
    Muchos besos.
    Alicia.

    ResponderEliminar
  25. TE HA QUEDADO GENIAL WAPISIMA UN BESOOOO

    ResponderEliminar
  26. ¿con un Earl Grey?
    ay nena, yo soy otra flipada de la piña colada!!! piña y coco me parece una combinación genial...
    besotes

    ResponderEliminar
  27. Natalia, te ha quedado delicioso!!! Y las fotos, espectaculares!!
    Eres una artista!! :D

    ResponderEliminar
  28. Qué bueno tiene que estar con el toque de coco!!
    Te ha quedado delicioso, el corte habla por si solo!

    Besos!

    ResponderEliminar
  29. Muy bien hecha, se ve preciosa y supongo que sabra igual de bien, gracias a ella he descubierto tu blog y me quedo de seguidora. Besos.

    ResponderEliminar
  30. que pinta tiene este pastel! con tu permiso me doy una vuelta por tu blog! besos

    ResponderEliminar
  31. Se me hace la boca agua de ver lo jugosito que estaría te ha quedado super-bonito.
    Saludos

    ResponderEliminar
  32. Te ha quedado precioso, perfecto, con un brillo divino y casi me resulta aromático..., el punto del coco tiene que estar genial!
    Felicidades artista!
    Me lo apunto...
    Besazos

    ResponderEliminar
  33. muy bueno, tiene una pinta estupenda... superjugosa, con la piña y el coco...ummmm... no me extraña que lo recomiendes.
    un beso

    ResponderEliminar
  34. creo que es la más bonita que he visto haasta el momento y con lo que me gusta la piña!!!

    Salu2, Paula
    http://conlaszarpasenlamasa.cultura-libre.net
    http://galletilandia.blogspot.com

    ResponderEliminar
  35. Qué rica chiqui!!!
    Ya lo he comentado en más de un sitio, que estas tartas con piña son de mis preferidas, quedan muy muy jugositas.

    Un beso guapa. Feliz domingo.

    ResponderEliminar
  36. Qué pinta más rica!! Me apunto la receta a ver que tal me sale!
    Besos

    ResponderEliminar
  37. Madre mia! Con tanto dulce vamos a llegar rodando a las Navidades, jaja!
    Menuda pinta estupenda que tiene este bizcocho, se ve muy tiernito!

    ResponderEliminar
  38. No sé si algún dia podré cerrar la boca,me has dejado impresionada. Primero las galletas, menos mal que no te han quedado muy bien, porque yo las enmarcaria. No me puedo creer que sean galletas. Y este pastel, increible, en una pasteleria no se´que pedirian por el. Felicidades por como cocinas. Un beso y sigue asi..jo, se me ha desencajado la mandibula, buahhhhhhhh.

    ResponderEliminar
  39. Te ha quedado genial, me gustaría hacerlo sin falta esta semana, pero, tengo una pregunta, no hay que poner aceite o mantequilla y harina al molde antes del caramelo??

    muchas gracias de antemano y ehorabuena por esa obra de arte!!!

    ResponderEliminar
  40. Hola!

    No hay que ponerle nada al molde antes del caramelo... se hace como para hacer un flan: el caramelo directamente, con mucho cuidado de no quemarnos!
    Antes de desmoldarlo podemos comprobar por los laterales para ver si está "suelto", y si no le pasamos un palillo o la punta de un cuchillo, por si el caramelo no cubrió todo el bizcocho.
    Pero vamos, que donde hay caramelo, no se pega ni gota!

    Un saludo, espero que guste!
    natalia

    ResponderEliminar
  41. Muchísimas gracias por tu rápida respuesta y si me sale la mitad de bien que a tí, seguríisimo que me gustará!!!

    Por cierto, que enhorabuena, no solo por esta receta, si no por todo tu blog, es fantástico, muchas gracias por compartirlo y enseñarnos!!

    Un saludo,
    Rosy

    ResponderEliminar
  42. Hola de nuevo!! He hecho el bizcocho y, la presencia no me ha quedado muy bien (el molde me salió rana y encima lo desmoldé muy pronto!!).
    Pero de sabor y textura, genial!!!
    Volveré a repetir ya con un molde en condiciones y con un poquito más de paciencia para desmoldarlo, jeje.

    Muchas gracias por tus recetas y consejos!!
    Un saludo.
    Rosy

    ResponderEliminar
  43. hola, Rosy!

    Muchas gracias por contarme el resultado! Me alegro de que os gustase!

    Nada, no te preocupes por la apariencia, seguro que el siguiente queda perfecto! Si quieres puedes esperar a que esté totalmente frío para desmoldarlo, también, sin problema.
    Así estará más "compacto" y hay menos peligro de rotura.

    Un saludo, y gracias a ti! Para eso estamos!

    natalia

    ResponderEliminar

Muchas gracias por dejarme vuestro comentario!